Musica en mis oidos

pentagrama

Su nombre…. Su nombre he vuelto a ver, su nombre con grandes letras, su nombre escrito en cursiva, su nombre en la cartelera, con esa H de inicio que aunque sonido no tenga, protege al resto de letras amurallándola entera.

Los recuerdos me golpean y en fotogramas me llegan, donde mierdas he metido la condenada cartera… Misma sala, misma hora, mismo público a la espera, en la oscuridad busco mi sitio, el mismo de aquella noche certera.

La soledad del recinto me embarga y me embelesa y con la música de inicio los ojos se me entrecierran. Que gilipollez más grande, tontería de las buenas, pensar que va a repetirse en mi cuerpo la misma escena. Las secuencias van pasando y voy desistiendo en la espera que dan paso a la tensión que se inocula en mis venas. Mi cuerpo agarrotado por un fin que ya está cerca, lo tengo… si…. Mis manos lo están rozando…. Si…. Mis sentidos están alerta… Si…. Ya llega …. Que placer saber el instante en que las historias confluyen en orgasmo delirante.

La música del relajo se introduce en mis oídos mas pareciera que es mi cuerpo el escucha, que las notas van entrando por mis poros, y mis vísceras se van soltando y se apodera de ellas. Por mi cuello van bailando el Mi y el Fa del contrabajo y humedecen mis tendones y a la oreja van llegando. El Do inicia un susurro que me dice suave y claro – cuanto tiempo esperando, cuantas películas vistas, hasta volver a tu lado – Sus manos como violines en Re recorren mi cuello para atrapar a Sol entre mis pechos sedientos, desabrochan entre corcheas, con las blancas a los lados, para dar tiempo a que lleguen las negras y se humedezca todo al paso. Las percusiones se abren camino con el La de lengua acechando y su cuerpo desde atrás por el mío se va deslizando hasta llegar a mi ombligo que a los timbales da paso. Tu boca pide más notas y en el pentagrama tu lengua con dulzura las va pintando. Silencio, se hace el silencio, y la voz de la soprano inicia su canto en lamentos, los agudos ya están arriba y el aire se va consumiendo, ya llega a su final el drama, el buscando el Do de pecho, se gira en mi butaca y busca su final perfecto, busca la clave en que quiere juntar todos los instrumentos. Mi partitura está abierta y su cuerpo ya está dentro, deleitándose en las notas, apurando los silencios, saltándose intervalos, para poder llegar a tiempo. Tenor y soprano se unen en desgarrador final, sin aplausos, ni ovaciones, solo puede oírse su aliento que acaricia el mismo compás…

-Cuán larga se me hizo la espera, esperándote en los estrenos.

-Volveré si Henar nos quiere mostrar su peli de nuevo.

 

Anuncios

96 comentarios en “Musica en mis oidos

      1. ¿tu me oyes por las noches susurrarte en la ventana?
        ¿tu sientes que me tienes cerca y que solo con pedirlo vaya?
        ¿oyes el murmullo de las olas en tu espalda?
        ayyyy cabrona, mas tarde que pronto me tienes, tirada en cualquier playa

        Le gusta a 2 personas

      1. Porque lo hago desde el móvil, y se me ha escondido el teclado y al pulsar la pantalla donde estaba el botón de enviar ha aparecido el siguiendo y te he dejado de seguir, je je je. Pero he tardado un segundo en arreglarlo. Besitos

        Le gusta a 1 persona

      1. Tus preciosas letras llegarían a más gente, harías el sito más atractivo y la gente de fuera de wordpress (nosotros ya te conocemos y no son necesarios los adornos) se animaría a leerte, mucha más gente, te podrías hacer famosa… jaja Aunque el contenido sea de mucha calidad si no muestras “una cara bonita” no es lo mismo, sé que suena artificial pero desgraciadamente las personas somos así de simples… Nos atrae la belleza en primer lugar, después la calidad de la información hace el resto.

        Le gusta a 1 persona

      2. Pues no seas tonta y anímate, es muy fácil, wordpress tiene temas predefinidos, tan sólo tienes que escoger uno que te guste, ponerle una foto de portada chula y listo. A ratos ya lo iras personalizando al gusto. Si te animas, estas opciones las tienes en Mi sitio, barra izquierda Wp Admin, Apariencia. Besos

        Me gusta

  1. Pingback: Sopa de noodles para Margui | entre obleas y a lo loco

  2. De ahora en adelante me va a costar mirar un pentagrama. Solo voy a pensar en tus dedos mágicos y tendré que imaginarme tu música. Nada como leerte para soñar despierto. Ya tengo el insomnio pegado a mi almohada. Así de bueno escribes!!!!!

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s